Hotel rural familiar de lujo en ciudad real

Hotel rural familiar de lujo en ciudad real

El Palacio de la Serna es una construcción del siglo XVIII de estilo neoclásico y corte racionalista. Las habitaciones se encuentran en los mismos patios ajardinados del Palacio, a excepción de unas pocas situadas en las torres. Convirtiéndolo así en un hotel rural familiar de lujo en Ciudad Real.

Sabiendo lo dificil que es para las familias viajar y dejar a las mascotas en casa, el Palacio de la Serna permite a sus huéspedes que las traigan y permanezcan con ellos en las habitaciones.

El complejo, de 18.000m2, consta de 26 habitaciones, piscina, restaurante, parking privado gratuito para los clientes, spa, amplias zonas donde pasear y tomar algo de comer o de beber y una zona de museo con colecciones de obras de arte plástico y coches de época. Tambíen podrán disfrutar de numerosas piezas de arte por todos los rincones del Palacio, desde poemas hasta esculturas de gran formato.

Todas nuestras habitaciones son dobles, teniendo tanto opción con dos camas como con cama de matrimonio. También disponemos de habitaciones en las que se puede preparar una cama supletoria y en caso de necesitarlo podemos montarles cunas en la habitación.

Patio del pozo por la noche - Bodas en Ciudad Real

El Palacio de la Serna cuenta con un restaurante de cocina tradicional con toques de autor usando productos tan típicos de Castilla La Mancha como pueden ser gachas, pisto manchego, migas de pastor, tignao, asadillo manchego, duelos y quebrantos o distintos tipos de pescados, carnes y arroces con "productos innovadores". Puede ver los menús del restaurante haciendo click aquí

La comarca, de tierra volcánica, posee un gran número de aparatos volcánicos (más de 100 denominados maares)

ESCAPADA A UN HOTEL RURAL FAMILIAR DE LUJO EN CIUDAD REAL

La provincia de Ciudad Real cuenta con numerosos monumentos de interés cultural, gracias a su larga historia. Desde parques naturales como las Tablas de Daimiel, el Parque Nacional de Cabañeros o las Lagunas de Ruidera hasta edificios civiles y religiosos con muchos siglos de antigüedad como los Castillos de Calatrava La Nueva y Calatrava La Vieja, el Palacio del Marqués de Santa Cruz o la Plaza de toros Cuadrada de Sta. Cruz de Mudela.